Miriam Burgués

El compromiso con el proyecto europeo ha sido el denominador común de las propuestas presentadas este viernes en el foro de cierre de la Conferencia sobre el Futuro de Europa (CoFoE) en España, organizado por la Agencia EFE en colaboración con el Parlamento Europeo.

«Un futuro compartido», celebrado en el Auditorio de la Real Casa de la Moneda en Madrid para presentar las conclusiones de un año de debates sobre el futuro de la UE, ha contado con la presencia de la secretaria general para la UE del Ministerio de Asuntos Exteriores, María Lledó, de eurodiputadas, ciudadanos participantes en la CoFoE y jóvenes.

La presidenta de la Eurocámara, Roberta Metsola, ha intervenido a través de un vídeo y ha señalado que la institución que preside garantizará que «las preocupaciones y prioridades de los ciudadanos, sus voces, sean escuchadas y estén en el centro de las políticas y decisiones de la UE».

También por vídeo ha participado la vicepresidenta de la Comisión Europea (CE) y copresidenta de la CoFoE, Dubravka Suica, quien ha destacado que la Conferencia ha creado un espacio «libre» para el debate en contraste con la «brutalidad» que se está viviendo en Ucrania, un recordatorio de que la democracia «no se puede dar por sentada».

COMPROMISO CIUDADANO

Con este acto se han iniciado las celebraciones en España por el Día de Europa, que se conmemora cada 9 de mayo, como ha comentado Lledó al enfatizar que el «compromiso ciudadano» es uno de los pilares de la Unión, cuya presidencia rotatoria asumirá España en el segundo semestre de 2023.

«Todo el mundo espera mucho de nosotros» y España va «a remangarse y servir al proyecto europeo con lo mejor de sí misma», ha dicho la secretaria general.

En sendos vídeos, la eurodiputada socialista Iratxe García ha afirmado que la ciudadanía quiere «una Europa social, una Europa que ponga rostro a las políticas», y Dolors Montserrat, del Partido Popular Europeo, ha fijado como prioridad devolver a los jóvenes «sus ilusiones y esperanzas».

Los ciudadanos «nos han pedido ser más eficaces y más rápidos», ha afirmado la eurodiputada Maite Pagazaurtundúa (del grupo Renew Europe), al señalar que el «experimento» de la CoFoE  «ha venido para quedarse».

«Lo que se nos ha pedido es mucho y no sé si vamos a estar a la altura», ha reconocido María Eugenia Rodríguez Palop, europarlamentaria de The Left, al pedir a los ciudadanos europeos «estar unidos no en el miedo, aunque tengamos miedo, sino en la vulnerabilidad».

Mientras, Margarita de la Pisa, del grupo de Reformistas y Conservadores de la Eurocámara, se ha mostrado crítica con el desarrollo y el resultado de la CoFoE, al señalar la «brecha» entre el «lenguaje que utilizan los ciudadanos del que se usa institucionalmente».

Por su parte, la presidenta de la Agencia EFE, Gabriela Cañas, ha subrayado que «los medios de comunicación son claros activos para seguir trabajando en la transformación de Europa» y que la guerra en Ucrania nos está dejando enseñanzas como «la importancia de la cohesión» entre los Estados de la UE.

PROPUESTAS DE CIUDADANOS Y JÓVENES EN PROYECTO COFOE

Cuatro ciudadanos que han asistido a los debates de la CoFoE, dos miembros de Equipo Europa, una asociación de jóvenes europeístas, y la activista Noah Higón se han subido al escenario para exponer sus propuestas y aportar ideas concretas para mejorar el funcionamiento y el conocimiento de la UE.

También se han presentado las conclusiones y propuestas recogidas por «CoFoE, más cerca de tu región», un proyecto con el que la Agencia EFE ha llevado los debates de la Conferencia a todas las regiones españolas a través de reportajes multimedia y diálogos con eurodiputados, jóvenes e «influencers».

La CoFoE es una iniciativa que ha involucrado en el último año a 800 ciudadanos de todos los países de la UE para debatir y elaborar propuestas sobre el futuro que quieren para Europa.

Las propuestas finales se entregarán el próximo lunes, Día de Europa, a las tres máximas autoridades comunitarias: la presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen, la del Parlamento, Roberta Metsola, y el presidente francés, Emmanuel Macron, que ostenta el liderazgo rotatorio del Consejo.